Canadá 2015 parte1: Assiniboine

12 13 y 14 de marzo 2015

un amigo trabajando en Canadá es una oportunidad que no se debe dejar escapar, si se puede… así que ya teníamos este viaje preparado de hace unos meses, para coincidir en el mes de marzo e ir a escalar en hielo a las Rocosas Canadienses. solo que Fran me propuso ya de paso intentar alguna montaña de allá, y así es como el Assineboine se cruzó en mi camino.

su nombre proviene de un vocablo nativo nortemericano que significa “sioux de piedra” y con él se conocía al pueblo amerindio que vivía en los territorios de las Montañas Rocosas Canadienses.  un tal señor George M. Dawson le puso ese apelativo a una montaña que vió a lo lejos y que le recordó a un humeante tipi sioux.

Mount Assiniboine desde Assiniboine Lodge
Mount Assiniboine desde webcam de Assiniboine Lodge

así que nada, vuelo a Vancouver, me recoje Fran y tras un día de descanso y preparación, doce horas de coche para llegar al punto de partida.

aparte de las dificultades propias de la montaña, que aunque no son elevadas las tiene, lo más complicado aquí es la logística. existe un complejo turístico dedicado al esquí de montaña junto al lago Magog, Assiniboine Lodge, al que mayormente llega la gente pudiente en helicóptero, ya que el camino de aproximación son unos 25/26 kms según por dónde esté la huella. el alojamiento en este Lodge es lujoso (para el sitio que está…) y realmente caro. dispone de la alternativa de las Naiset Cabins, cabañas de madera situadas a medio kilómetro y con una tarifa más soportable. las cabañas están muy bien cuidadas y hay una grande colectiva con todo tipo de accesorios y servicios para cocinar. el problema es que estas cabañas están todavía algo lejos de la montaña, aunque parece que está ahí al lado. existe un refugio libre, Hind Hut, arriba en la base de la montaña, a 1.000m de desnivel de la cima, bien equipado y gestionado por la gente del Assiniboine Lodge.  por e-mail nos informan de que quizá haga 10 años que nadie consigue la cima del Mount Assiniboine en invierno, en verano es algo más frecuentado. reservamos el Hind Hut, éste era nuestro objetivo para esa primera noche y así poder atacar con garantías al día siguiente.

pero después la realidad te pone en tu lugar y hay que variar los planes.

ya salimos tarde del coche pues estuvo lloviendo y bien lloviendo toda la madrugada y no paró hasta las ocho de la mañana. nos preparamos e iniciamos la marcha, con las mochilas lo más ligeras que podemos, una sola cuerda, material y comida justos para tres días. aún así, pesan lo suyo. Fran con esquíes y yo con raquetas, comenzamos a andar las pistas de fondo de Mount Shark, que ya se hacen eternas, luego de una hora larga nos internamos en Bryant Creek, larguísimo valle que nos dará paso a la zona de Assiniboine.

Bryant Creek, Mount Cautley 2.870m y  Cascade Rock. foto: Félix Escobar.
Bryant Creek, Mount Cautley 2.870m a la izda. y Cascade Rock en el centro. foto: Félix Escobar.

tras 8 horas y media y 700 metros de desnivel (nada más) recorriendo este enorme valle llegamos al Assiniboine Lodge. descartado subir al Hind Hunt, por la hora que es y por lo cansados que estamos. cojemos las últimas plazas en una cabaña Naiset y planteamos intentar la cima al día siguiente, sólo que como es fin de semana, abajo está todo reservado y tendremos que quedarnos a dormir en el Hind Hut. así que para arriba con todo el equipaje de cocina y pernocta…

Assiniboine Lodge 2.180m. foto: Fran Roy.
Assiniboine Lodge 2.180m. foto: Fran Roy.

con todo el mochilón salimos por la mañanica, lo primero es cruzar el Lago Magog. menos mal que está congelado pues el rodeo hubiese sido peor. pero es que sólo atravesarlo directamente son dos kilómetros.

luego se toma un corredor fácil (40º) . dejamos los esquíes y raquetas en su base y para arriba con la nieve un poco blandurria pero no se sube mal del todo. en verano existe un camino alternativo que sube por los escarpes de la derecha, pues parece ser que el corredor aloja unas cascadas traicioneras, pero ahora bien lleno de nieve es sin duda la mejor opción.

tras superar el corredor. foto: Fran Roy.
tras superar el corredor. foto: Fran Roy.

llegamos cerca de donde elijes ir hacia el Hind Hut o hacia la montaña. sacamos todo lo que no nos sirve para la escalada y lo escondemos bajo una piedra. a la bajada lo llevaremos todo al refugio.

acometemos pues la escalada en sí misma. el itinerario primero va por terreno de morrenas que flanquean un pequeño glaciar. se va empinando gradualmente hasta el primer resalte, seco, que se supera fácilmente, pasos de IIº. luego continua una gran rampa que intercala neveros con inestables pedreras, ganado altura de forma decidida.

se llega entonces a la llamada Red Band, que superamos por un pequeño corredor con condiciones mixtas. aquí ya empieza el terreno a ponerse serio, pero continuamos sin encordar por ganar en rapidez. vemos algún anclaje de rápel que memorizamos para el descenso. serían unos pasos de IIIº máximo en terreno mixto. extrañamente, aquí la roca no es mala, parece dolomía.

tras superar la Red Band lo que sigue parece un laberinto, ya no está tan claro por donde va el itinerario adecuado. sabemos que hay que ir gradualmente en diagonal para buscar la Arista NorEste pero la búsqueda del mejor camino nos retrasa.

finalmente alcanzamos la base de la Grey Band, un escarpado muro calizo que cortornea la cumbre a unos 150m por debajo. según la reseña se supera por unos eventuales pasos de IVº. aquí hay que empezar a sacar el material de aseguramiento…

pero miramos el reloj y nos atrapa la cruda realidad: estamos cerca, estamos motivados y no demasiado cansados, la meteo y las condiciones están bien, la roca se ve seca… pero es TARDE…

nos cuesta tomar la decisión, pero es lo que hay, no queremos exponernos a un vivac arriba, no queremos buscar los rápeles de noche, estamos empezando las vacaciones y nos quedan muchos días de disfrute….para abajo…

comenzamos los rápeles. foto: Fran Roy.
comenzamos los rápeles. foto: Fran Roy.

aprovechamos reuniones de rápel que hay por la arista y vamos bajando. luego hay que hacer una travesía para encontrar el corredor por donde pasamos la Red Band. otro rápel y luego toda la pendiente de neveros y pedreras. llega el viento, que nos reafirma en nuestra decisión.

al llegar al depósito de material nos ponemos en contacto con Claude, del Assiniboine Lodge (nos dejó una radio para comunicar cualquier problema) para decirle que todo bien, que nos quedamos en el Hind Hut y bajaremos mañana. pero va el tío y nos dice que no, que bajemos ahora, que mañana viene marrón y que nos ha encontrado sitio para dormir (recordemos que estaba todo reservado y completo).

así que todo para adentro de la mochila otra vez, pasamos del Hind Hut (sólo lo vimos de lejos…) y para abajo.

Assiniboine 3.618m. ruta que hicimos, hasta 3.430m. foto: Félix Escobar.
Assiniboine 3.618m. ruta que hicimos, hasta 3.430m. foto: Félix Escobar.

el corredor lo bajamos muy bien, la nieve blanda aquí nos facilita el descenso, nos ponemos raquetas y esquíes y a cruzar los dos kilómetros de lago Magog, que a mí se me hicieron ya como si fueran diez, pues ibamos bastante machacaos ya con la mochila cargada.

a la derecha se aprecia el corredor de nieve que da acceso a la base de la montaña. foto: Fran Roy.
a la derecha se aprecia el corredor de nieve que da acceso a la base de la montaña. foto: Fran Roy.

a la llegada al Lodge Claude nos hace pasar a la cocina y nos sirven la cena. nosotros quedamos alucinados pues no habíamos quedado en nada de eso, también nos invita a una cerveza. le caemos bien pues pues tiene amigos españoles que le envían “pata negra” de vez en cuando. nos deja dormir en una cabaña reservada para su personal.

más nos valió bajar hasta aquí pues durante la noche llega el mal tiempo y continua por la mañana. salimos de vuelta nevando y los 25 kms de retorno los hacemos en casi ocho horas, sólo 40 minutos menos que subiendo. y es que aquí lo que mandan son las distancias. llegamos muy cansados al coche, sobre todo yo….

es de las jornadas que me han dejado más cansado en toda mi vida, he hecho rutas de más horas, de muchisimo más desnivel, pero se ve que el cansancio acumulado, la distancia y la mochila que vió incrementado su peso con la humedad que cogió al estar nevando todo el día pudieron conmigo.

en todo caso, muy contentos y satisfechos del intento a una gran montaña, exigente en lo logístico a no ser que tomes el helicóptero, y nada fácil arriba, con un gran ambiente.

antes de dar paso al vídeo, agradecer al  personal del Assiniboine Lodge y en especial a Claude Duchesne por su extraordinario buen trato hacia nosotros, ojalá podamos recompensarle no con Pata Negra, quizá con jamón de Teruel…

9 pensamientos en “Canadá 2015 parte1: Assiniboine”

  1. ¡¡Marea meua Félix!! Pedazo de viaje te has sacado… Enhorabuena por la actividad. Impresionante la panorámica que hace desde la casi cima… Siento lo de vuestro amigo. No lo sabía. Bonito homenaje… Un abrazo

  2. Uno de tus mejores vídeos Felix!!
    ME ha encantado. Las jodias montañas Rocosas son la Médula del
    mundo!! Qué salvaje es todo allí!
    Pero lo que mas me ha gustado que es un relato cargado de vida
    ¡¡¡¡un gran abrazo para Fran desde el viejo mundo!!!

    Andrés

  3. Bella montaña que yo había visto en mi enciclopedia del Patrimonio del Mundo. Subisteis muy altos, cerca de la cumbre, y supisteis descender para no ser capturados por la oscuridad y sus peligros. ¡Muy bien chicos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s